Histerectomía por laparoscopia: un procedimiento quirúrgico de avanzada

Entre las principales razones para realizar una histerectomía está el cáncer de cuello uterino y la fibromatosis. En Venezuela contamos con especialistas laparoscópicos de sólida formación para realizar este procedimiento, posibilitando a la paciente una recuperación más rápida, menos dolorosa y un menor riesgo

Enterate24.com- El avance en las investigaciones médicas ha permitido el desarrollo de procedimientos quirúrgicos cada vez más precisos y mínimamente invasivos. Estos, aún siendo drásticos en muchas ocasiones, permiten alargar la vida de los pacientes y posibilitan su rápida recuperación.

Una de estas intervenciones es la Histerectomía Laparoscópica, una operación con instrumental especializado que, a través de pequeños orificios, hace posible quitar total o parcialmente el útero a una paciente que presenta patologías que ponen en riesgo su salud y su vida.

Aún cuando la histerectomía se continúa realizando mediante un corte en el abdomen o laparotomía, y también a través del interior de la vagina, el procedimiento vía laparoscópica ofrece muchas ventajas: una recuperación más rápida, menos dolor e inflamación, menos adherencias intraabdominales, menor riesgos de hernias postoperatorias o eventraciones y menor riesgo de infección.

Cuándo y por qué realizar una histerectomía
El doctor Wartan Keklikian, cirujano general, especialista en obesidad y cirugía laparoscópica gastrointestinal y ginecológica, explica que las razones para practicar una histerectomía son muy variadas. Una de ellas es la aparición de tumores benignos que comienzan a producir complicaciones.

“Gran parte de las histerectomías se realizan como consecuencia de fibromatosis, tumores benignos del útero presentes en aproximadamente la mitad de las mujeres a partir de los 35 años de edad. Ya para los 50 años, casi 70% de las mujeres los tienen, lo cual no significa que a todas haya que realizarles una histerectomía”, dice el especialista.

Explica que, si la mujer tiene un mioma y no está sangrando, no le duele y tampoco es muy grande, no es necesario operarla. Agrega que generalmente este tipo de miomas tienden a disminuir su tamaño con la menopausia.

Parcial, total o radical
“En la gran mayoría de los casos la histerectomía se realiza en pacientes que ya han tenido hijos y tienen fibromas que sangran demasiado y que les causan dolor. También hay casos por prolapso”, advierte el especialista. Reitera que la paciente debe tener una enfermedad que amerite este procedimiento.

Otra de las razones fundamentales para extirpar el útero es cuando existe un cáncer, bien sea de endometrio, de ovario o de cuello uterino.

Cuando se llega a la decisión de realizar una histerectomía, es porque los tratamientos médicos ya no funcionan y, dependiendo de la gravedad del caso, puede ser Parcial: dejando el cuello uterino, los ovarios y las trompas de Falopio; Total: extirpando todo el útero, incluido el cuello uterino; o Radical: cuando se saca tanto el útero (incluido el cuello uterino y los tejidos cercanos), como la parte superior de la vagina.

Una cirugía demandante
De acuerdo con el doctor Keklikian, la histerectomía puede llegar a ser una cirugía muy demandante e implica en ocasiones el uso de laparoscopia avanzada: hacer nudos, suturas, procedimientos intracorpóreos que no todo cirujano está en capacidad de realizar. “Se debe tener ciertas habilidades laparoscópicas para poder hacerla. Hacen falta dos ayudantes y a veces tres, ya que necesitas a alguien que mueva el útero, otro que maneje la cámara y dos personas operando.

Cuando se hace una histerectomía por vía abierta en el abdomen, es como realizar una cesárea, y se hace entre dos cirujanos. El tiempo de recuperación es más largo y duele un poco más. “Cuando es por laparoscopia, se hacen unas pequeñas incisiones y generalmente los dolores son muy bajos; el tiempo de recuperación es más rápido y la mujer se reincorpora muy pronto a sus actividades diarias”, afirma. Debido a la utilización de tecnología de avanzada y presencia de más especialistas, el procedimiento por laparoscopia es más costoso.

Si la operación es abierta y no hay complicaciones, la paciente puede estar un par de días en el hospital. Cuando es por laparoscopia, permanece apenas un día. “La forma como se opera influye en el postoperatorio y en la recuperación. Estamos muy avanzados y en Venezuela podemos hacer todos los procedimientos que se realizan a nivel mundial en laparoscopia”, asegura el doctor Keklikian.